Snapchat
?>

Ventajas de ser un chavorruco

WTF - por @Javioff - 3 julio, 2017

¿Te acuerdas de los walkman? Eres un chavorruco.

Ventajas de ser un chavorruco

¿Así que cumpliste 30?

Ahí te van un par de netas con las que probablemente te sentirás identificado. Número uno, las crudas se han vuelto un asunto de vida o muerte, (más de muerte que de vida). Así que cada vez que te proponen salir de fiesta lo piensas 40 veces antes de decir que sí. Además, si llegas a caer por alguna razón mágica a una fiesta de veinteañeros, te sientes en una guardería. Nunca creíste que llegaría el día en el que ni reconocerías las canciones, pero al parecer sí. A menos que vayas a las fiestas de 80´s y 90´s ya no tienes ni fruta idea de que se está escuchando.

De verdad, esas fiestas se vuelven un experimento social cagadísimo. Es como entrar a un nuevo planeta, donde fuman cigarros de colores mixtos, toman una extraña bebida llamada fourloko que al principio parace inofensiva y luego estás más bizco que el cantante de Reik.

DESPUÉS DEL FOURLOKO


PERO NO TODO ESTÁ MAL

Ser un chavorruco significa que tienes un gran ventaja sobre la gente de 20 años, simplemente por la experiencia. Ya no te duele (tanto) cuando te parten el corazón, ya no tienes que lidiar con cosas como la escuela, nada de meterte en pedos con profesores. Estar en llamas por que tienes exámen. Y justo con eso comenzamos.

YA NO VAS A LA ESCUELA

Imagínate estar todavía batallando con los profesores por que te pusieron una calificación mala. Desayunar, comer y cenar sopas instantaneas y cigarros.


SABES UN CHINGO DE MÚSICA

O al menos ya tienes definido lo que te gusta, aunque eso signifique que ya no reconozcas lo que los muchachos modernos estén escuchando.


YA NO TE DA PENA SER TÚ

Para estas alturas del partido, ya no hay nada que te detenga. Ya sabes quién eres, que quieres de la vida. Ya no tienes 15 años para que un día tu color favorito sea azul y al día siguiente sea naranja.


Así que disfruta de ser un chavorruco, usa gorras, vete al trabajo en patienta.

El cielo es el límite.

03.JUL.2017