Snapchat
?>

Verdades que tus papás nunca te dijeron.

- por @Javioff - 4 diciembre, 2017

¿Por qué nadie nos advirtió de ésto?

Verdades que tus papás nunca te dijeron.

¿Recuerdas la vez que te enteraste que Santa Claus no existía?

(Y si no, perdón por arruinar esa fantasía.)

Pero seguramente te sentiste terrible, sentiste que el mundo se había terminado y que tus papás eran unos mentirosos. Santa Claus es de las primeras decepciones que vas a experimentar, algo así te va a suceder unas 100 veces más a lo largo de tu vida. Y es completamente normal, la vida no es fácil.

Por ejemplo,


EL DINERO NO CRECE DE LOS ÁRBOLES

Cuando por fin empieces el tenebroso proceso de independizarte, aprenderás a valorar el dinero de otra manera. Ya que la comida cuesta y cuesta un chingo. Cada vez son más caros los precios en los supermercados.

Lo bueno es que también vas a experimentar el rollo de gastarte tus salarios en cosas que te gustan. Y esa sensación no la cambiaría por nada. Ya no es como cuando tenías que pedirle dinero y permiso a tus papás para comprar algo, ese pequeño momento en tu vida se llama libertad.

LA ÚNICA MUJER QUE NO ES EL DIABLO ES TÚ MAMÁ

Mientras más empieces a salir con gente, te darás cuenta que muy pocas personas tiene el mismo juego de valores con los que creciste y agrégale que nadie sabe realmente lo que quiere o de plano está buscando cosas diferentes.

Así que mucho cuidado con ese imbécil que se llama corazón. Cuídalo un chingo, que solo se puede romper un par de veces antes de que ya sea demasiado difícil arreglarlo.


EL MEJOR VINO ES AQUEL QUE A TI TE GUSTA

La vida no se trata de demostrar quien tiene más dinero o más cosas que el otro. Y los pequeños placeres son aquellos que le dan sentido a la vida. POr ejemplo, no hay nada más chingón que sentarte a cenar con la morra que te gusta y echarse una copa de vino. No te preocupes por impresionarla con que el vino es de tus ancestros franceses. Solamente hazla reír y todo funcionará de maravilla.

UN TÍTULO NO TE GARANTIZA EL ÉXITO EN LA VIDA

Muchas personas se frustran porque no tienen ese pequeño papel que certifica que eres alguien en la vida. Pero un buen de banda lo ha logrado. ¿Sabes por qué? Porque tenían un sueño y lo persiguieron de la manera que más les latía el corazón hacerlo. Sin preocuparse por la manera en que tenían que actuar, seguir una serie de reglas establecidas por una escuela o una empresa.

Así que si ya lo tienes o estás buscando adquirir está perfecto, la educación es lo que más le hace falta a este país. Pero no creas que porque al final del camino obtengas un título ya toda la vida se te solucionó. Hay que chambear como loco.


26.JUL.2017